Seguros de salud

En Chile, el sistema de salud se apoya fuertemente en dos pilares: el Fondo Nacional de Salud (Fonasa) para quienes prefieren un sistema público, y las Instituciones de Salud Previsional (Isapre) para quienes optan por el sistema privado.

Sin embargo, incluso con estas opciones, los costos asociados a tratamientos médicos, intervenciones quirúrgicas y otros gastos de salud pueden ser elevados.

Aquí es donde entra en juego el seguro de salud, un instrumento esencial para complementar estos servicios y ofrecer una cobertura más amplia.

¿Qué es un Seguro de Salud Complementario?

El seguro complementario de salud es una póliza médica diseñada para financiar parcial o totalmente la diferencia o copago que surge entre lo que cubre tu entidad previsional (Isapre o Fonasa) y el monto que tú debes aportar para tus gastos de salud.

Un seguro de salud es un contrato mediante el cual una compañía aseguradora se compromete a cubrir los gastos médicos del asegurado o sus beneficiarios.

Estos gastos pueden ser por concepto de atención médica, hospitalización, medicamentos, entre otros, y están detallados en la póliza.

Este tipo de seguro funciona como un complemento perfecto al plan de salud de Fonasa o Isapre, brindando una capa adicional de protección financiera en casos de enfermedades o accidentes.

Seguro catastrófico vs. seguro complementario de salud

Un seguro complementario de salud te brinda la posibilidad de cubrir aquellos gastos médicos menores que no son completamente abarcados por tu sistema de previsión de salud, ya sea Fonasa o Isapre.

Tradicionalmente, este tipo de seguro solo estaba disponible para empleados a través de su lugar de trabajo. No obstante, actualmente hay opciones disponibles para trabajadores independientes.

En contraste, el seguro catastrófico de salud está diseñado para enfrentar gastos médicos significativos, como enfermedades que necesitan hospitalización, cirugías, entre otros.

A diferencia de los seguros complementarios, los seguros catastróficos pueden contratarse de manera individual y suelen requerir un deducible mayor, reflejando su enfoque en gastos de mayor envergadura.

La importancia de tener un Seguro de Salud

La razón principal para contratar un seguro de salud es asegurar la cobertura de gastos médicos que pueden exceder lo cubierto por Fonasa o Isapre, especialmente en situaciones de enfermedades graves o accidentes.

Si bien estos sistemas de salud cubren una parte significativa de los gastos, hay situaciones en las que el costo de un tratamiento puede sobrepasar estos límites, dejando al asegurado con una carga financiera considerable.

Aquí es donde el seguro de salud provee su mayor valor, cubriendo el porcentaje restante y protegiendo al asegurado de gastos imprevistos.

Cobertura de un Seguro de Salud

Los seguros de salud en Chile ofrecen una amplia gama de coberturas, que incluyen:

  • Asistencia médica y pediátrica
  • Servicios de enfermería y urgencias
  • Acceso a especialidades médicas
  • Diagnósticos por imágenes y análisis clínicos
  • Rehabilitación y procedimientos quirúrgicos

Esta cobertura busca asegurar que el asegurado tenga acceso a una atención integral, desde la prevención y diagnóstico hasta el tratamiento y la rehabilitación.

Tipos de Seguros de Salud

Existen principalmente dos tipos de seguros de salud:

Gastos Mayores (GM)

También conocido como seguro catastrófico, este tipo de seguro está diseñado para cubrir enfermedades o intervenciones que impliquen un gasto considerable, sin requerir que la condición sea necesariamente grave. Ejemplos incluyen cáncer y cirugías mayores.

Gastos Menores (GM)

Este seguro, también llamado complementario, cubre la diferencia entre lo que aporta Fonasa o Isapre y el copago del asegurado, cubriendo total o parcialmente este monto.

El deducible en los Seguros de Salud

Un aspecto clave de los seguros de salud es el deducible, el monto que el asegurado debe pagar antes de que el seguro comience a cubrir los gastos.

Este es un pago anual, que se realiza solo una vez al año, y su monto tiene una relación directa con la cuota mensual y el tope de cobertura del seguro.

Es vital considerar este factor al elegir una póliza, ya que afecta directamente la economía del asegurado en caso de necesitar activar el seguro.

Preguntas Frecuentes

¿Cómo solicitar el reembolso?

Para solicitar el reembolso, se debe completar el formulario de la aseguradora con la información del médico o servicio médico, tras lo cual la aseguradora determinará el monto a indemnizar.

¿Quién puede contratar un seguro de salud?

Cualquier persona mayor de edad sin enfermedades preexistentes que requieran tratamiento. Los seguros cubren ciertas enfermedades solo si son diagnosticadas después de contratado el seguro.

Compatibilidad con otras coberturas

Los seguros de salud pueden contratarse de forma complementaria a otros sistemas de cobertura, como la obra social o la medicina prepaga.

8 exclusiones comunes en los Seguros de Salud

Es crucial conocer las exclusiones o gastos médicos que normalmente no están cubiertos por estas pólizas.

Comprender estas exclusiones te ayudará a elegir un seguro de salud que se ajuste mejor a tus necesidades y estilo de vida.

Tratamientos ortopédicos

Los costos relacionados con el sistema musculoesquelético generalmente no están cubiertos.

Tratamientos dentales y ópticos

La mayoría de los seguros no cubren tratamientos dentales, aparatos auditivos ni anteojos.

Medicamentos específicos

Algunos medicamentos, especialmente los importados o de alto costo, pueden estar excluidos.

Maternidad

Ciertos cuidados relacionados con el embarazo y el parto pueden no estar cubiertos completamente.

Sobrepeso y obesidad

Los tratamientos para el exceso de peso suelen estar fuera de la cobertura.

Adicciones

Los tratamientos para adicciones a drogas, alcohol o tabaco generalmente no están incluidos.

Enfermedades psicológicas y psiquiátricas

Muchos seguros limitan la cobertura de terapia mental y tratamientos psiquiátricos.

Tratamientos estéticos

Cirugías plásticas y otros tratamientos estéticos no están cubiertos, a menos que sean necesarios por una lesión accidental.

Conclusiones

El seguro de salud en Chile representa una herramienta fundamental para garantizar una cobertura de salud más completa y protegerse ante gastos imprevistos.

Elegir adecuadamente entre los diferentes tipos de seguros y entender los términos de la póliza, como el deducible, son pasos clave para maximizar los beneficios de este instrumento financiero.

Con la información adecuada y una elección informada, los seguros de salud pueden ofrecer la tranquilidad y seguridad que las familias chilenas necesitan para enfrentar desafíos de salud sin preocupaciones económicas adicionales.

Recomendaciones