Receta de cola de mono
Receta de cola de mono

El cola de mono, habitualmente conocido simplemente como «colemono», es una bebida chilena que brilla especialmente durante las festividades de fin de año, aportando alegría y calidez a las celebraciones de Navidad y Año Nuevo.

¿Cómo hacer cola de mono o colemono?

La preparación del cola de mono es un proceso encantador que combina ingredientes reconfortantes como leche y aguardiente, endulzados y saborizados con café, azúcar, cáscara de naranja, canela y clavo de olor.

Información Nutricional

Categoría: Cócteles
Calorías: 350
Preparación: 45 minutos
Cocción: 15 minutos
Raciones: 6 personas

Receta de cola de mono casero

Ingredientes

  • 1 litro de leche
  • 250 ml de aguardiente
  • 100 g de azúcar
  • 2 clavos de olor
  • 2 láminas de cáscara de naranja
  • 2 cucharadas de café instantáneo
  • 1 ramita de canela
  • ½ cucharadita de nuez moscada

Preparación

      1. En una olla grande, combina leche, azúcar, cáscara de naranja, canela, nuez moscada y clavos de olor. Calienta hasta justo antes de hervir y luego enfría.
      2. Filtra la leche fría para retirar especias y nata. Disuelve el café en agua caliente e incorpóralo a la leche. Revuelve suavemente.
      3. Agrega el aguardiente y mezcla bien para integrar aromas y sabores. Almacena en botellas limpias y refrigera hasta su consumo.
      4. Sirve frío en vasos pequeños y decora con ramitas de canela opcionalmente. ¡Disfruta de esta tradición chilena en cada sorbo de cola de mono!

Historia y origen del cola de mono

Se dice que el nombre «cola de mono» tiene dos posibles orígenes, ambos llenos de color y misterio.

La leyenda del Anís del Mono

Una versión sugiere que el nombre se atribuye a las botellas de Anís del Mono, un licor español muy apreciado en América que presentaba en su etiqueta la figura de un mono con una cola larga.

Esta conexión visual llevó a que la bebida fuera conocida como «cola de mono», fusionando la imagen del mono y el aguardiente.

La noche de Pedro Montt y el «Colt de Montt»

Otra versión nos transporta a una velada donde el presidente Pedro Montt, al finalizar el vino, solicitó su pistola Colt al retirarse.

Sin embargo, se cuenta que persuadieron al presidente para que se quedara y participara en la creación de una mezcla improvisada de aguardiente y leche.

Esta amalgama llevó a un bautizo espontáneo llamado «Colt de Montt». Con el tiempo, esta denominación evolucionó, dando lugar a variantes como «colemon», «colemono» y, finalmente, la conocida «cola de mono».

Recomendamos

5/5 (1 Calificación)