Los algoritmos son conjuntos de instrucciones lógicas utilizadas para resolver problemas y realizar tareas específicas, por lo que son utilizados en muchos campos del conocimiento que van desde la informática a las finanzas, pasando por la medicina o la recomendación de contenidos.

Qué es un algoritmo

En este artículo intentaremos explicar qué son los algoritmos, para qué se utilizan y le proporcionaremos algunos ejemplos de aplicaciones reales.

¿Qué es un algoritmo?

Un algoritmo es un conjunto ordenado de pasos que se sigue para resolver un problema o realizar una tarea específica.

Por ejemplo, los algoritmos se pueden utilizar para resolver problemas matemáticos, procesar datos, organizar información y realizar tareas complejas de manera automatizada.

¿Para qué se utilizan los algoritmos?

Los algoritmos se utilizan en una amplia variedad de campos, incluyendo la ciencia de datos, la ingeniería, la finanzas y la medicina.

Algunas de las principales razones por las que se utilizan los algoritmos son:

1.1 Procesar grandes cantidades de datos

Los algoritmos pueden procesar grandes cantidades de datos de manera más rápida y precisa que una persona.

Esta es por supuesto una característica especialmente útil cuando se trata de datos numéricos, como las lecturas de un sensor o los resultados de un experimento científico.

1.2 Tomar decisiones automatizadas

Los algoritmos pueden utilizarse para tomar decisiones automatizadas en función de ciertos parámetros, configuraciones y datos de entrada.

Un algoritmo de detección de spam por ejemplo podría analizar el contenido de un correo electrónico y clasificarlo en función del contenido de ciertas palabras clave o patrones de escritura.

1.3 Predecir resultados

Los algoritmos que combinan machine learning e inteligencia artificial se pueden utilizar para analizar datos y predecir resultados o comportamientos con un alto grado de precisión.

Un algoritmo de de este tipo podría por ejemplo analizar datos históricos de ventas y predecir cuáles podrían las tendencias futuras.

Qué tipos de algoritmos existen

Existen muchos tipos diferentes de algoritmos, cada uno utilizado para resolver problemas específicos.

2.1 Algoritmos de búsqueda

Los algoritmos de búsqueda se utilizan para encontrar información puntual dentro de un conjunto de datos almacenados

Por ejemplo, un algoritmo de búsqueda podría utilizarse para encontrar el nombre y la información asociada de una persona en una lista de contactos.

2.2 Algoritmos de ordenación

Los algoritmos de ordenación se pueden utilizar para ordenar un conjunto de datos de acuerdo a ciertos criterios definidos.

Un algoritmo de ordenación podría utilizarse para ordenar una lista de precios y productos asociados de mayor a menor o en orden alfabético tal como lo hacemos con las formulas de Excel.

2.3 Algoritmos de machine learning

Los algoritmos de machine learning utilizan la disponibilidad de datos para «aprender» y mejorar su performance con el tiempo.

Por ejemplo, un algoritmo de machine learning podría utilizarse para reconocer patrones de disponibilidad de productos y predecir la necesidad de asegurar stock.

2.4 Algoritmos de optimización

Los algoritmos de optimización se utilizan para encontrar la mejor solución posible a un problema específico.

Un algoritmo de optimización podría utilizarse para encontrar la ruta más corta entre dos puntos en un mapa y asignar por ejemplo ante una emergencia el grupo de rescate con mejor tiempo de respuesta.

Técnicas de diseño de algoritmos

El diseño de algoritmos dispone de múltiples técnicas diferentes para diseñar y asegurar el mejor enfoque dependiendo del problema específico que se esté tratando de resolver.

Algunas de las técnicas más comunes son:

3.1 Divide y vencerás

Esta técnica consiste en dividir un problema en problemas más pequeños y fáciles de resolver para luego combinar las soluciones y obtener una solución global al problema original.

3.2 Fuerza bruta

La fuerza bruta implica probar un sinnúmero de posibles soluciones hasta encontrar la correcta. Aunque es un enfoque simple y muy utilizado ya en el pasado, puede ser muy ineficiente para problemas de gran tamaño.

3.3 Programación dinámica

Esta técnica es utilizada para resolver problemas para los que ya tenemos soluciones parciales, es decir, se guardan las soluciones y se reutilizan cuando se necesitan.

3.4 Greedy

Esta técnica implica tomar la mejor opción disponible en cada paso, con la esperanza de que esto lleve finalmente a la solución óptima.

Sin embargo, esta técnica no siempre garantiza el mejor resultado y puede requerir un análisis cuidadoso para asegurar la integridad del algoritmo.

4. Ejemplos de algoritmos en el mundo real

Los algoritmos hoy en día son utilizan en muchas aplicaciones del mundo real, dentro de las que encontramos

4.1 Programación recomendada

Muchas plataformas de contenido como Netflix y Amazon utilizan algoritmos de recomendación para sugerir contenidos a sus usuarios a partir del historial de visualizaciones o compras.

4.2 Motores de búsqueda

Los motores de búsqueda, como Google, utilizan algoritmos para rastrear y clasificar millones de páginas web y luego mostrar los resultados más relevantes para una consulta dada.

4.3 Detección de fraudes

Muchas empresas utilizan algoritmos para detectar patrones sospechosos de actividad y prevenir el fraude en las transacciones comerciales.

4.4 Ruteo de tráfico

Muchas aplicaciones de navegación basadas en GPS como Google Maps y Waze utilizan algoritmos para calcular la ruta más rápida entre dos puntos, considerando el medio de transporte, la hora y la carga de tráfico.

5. Beneficios de utilizar algoritmos

Dentro de los beneficios de utilizar algoritmos podemos encontrar

5.1 Velocidad

Esto es especialmente útil cuando se trata de tareas que requieren un procesamiento de datos masivo, como el análisis de grandes conjuntos de datos o la toma de decisiones automatizadas.

5.2 Precisión

Los algoritmos son capaces de realizar cálculos y tomar decisiones con un alto grado de precisión, fundamental en campos como la medicina o la ingeniería.

5.3 Consistencia

Los algoritmos correctamente programados son capaces de realizar continuamente tareas de manera consistente sin perder eficiencia, precisión o cometer errores.

6. Los desafíos ante el uso masivo de algoritmos

6.1 Dependencia

A medida que más y más tareas se automatizan a través de algoritmos, existe el riesgo de que nos volvamos demasiado dependientes de ellos, perdiendo el foco de los resultados o no considerar su validación constante.

6.2 Falta de transparencia

Esto puede ser un problema en situaciones en las que los resultados de un algoritmo tienen consecuencias importantes, como en situaciones asociadas al acceso a créditos o la contratación de nuevo personal en una empresa.

6.3 Bias

Bias podría traducirse literalmente como «parcialidad» y es que los algoritmos a menudo reflejan los prejuicios de las personas que los diseñan o de los datos utilizados para entrenarlos.

Esto puede llevar a resultados injustos o discriminatorios como ha sucedido en reiteradas oportunidades con el uso de algoritmos de reconocimiento facial.

7. ¿Dónde aprender más sobre algoritmos?

Si estás interesado en aprender más sobre algoritmos, puedes encontrar muchos recursos disponibles en línea como los que te comentamos a continuación:

Recomendamos