En Cerro Navia, Renca y Pudahuel se detectó la presencia de la mosca de la fruta, insecto que afecta a más de 250 especies de frutas y hortalizas.

Prevención mosca de la fruta

Chile actualmente es catalogado como país libre de esta plaga, siendo este el motivo por el cual su monitoreo es tan importante.

Según Bárbara Valenzuela, Directora de Estudios de Tecnologías Neltume, todos podemos ayudar a  una detección temprana de la mosca de la fruta.

Para ello debemos recordar su fenología y características; a diferencia de la mosca común que vemos en casa, la mosca de la fruta es más pequeña y presenta una coloración amarilla, además de estar presente en árboles con fruta fresca y no en basura o fruta descompuesta. Si la detectamos debemos dar aviso al Servicio Agrícola y Ganadero (SAG).

Si bien existe tecnología nacional de monitoreo remoto basada en inteligencia artificial para alertar con oportunidad la presencia de la plaga, el monitoreo sigue dependiendo de la acción de los prospectores y la colaboración de la ciudadanía.

Valenzuela hace hincapié en la importancia que tiene el monitoreo, la alerta temprana y el control que SAG lleva a cabo.

Como población es importante apoyar las labores que esta entidad realiza en las zonas urbanas, incluyendo trampeo y prospección, para así mantener a Chile libre de esta plaga.

Para más información, puedes revisar esta infografía que preparó SAG para productores y ciudadanos en www.sag.cl

Acerca de la mosca de la fruta

Cerca del 90% de las plagas frutícolas presentes en Chile son exóticas y provienen de diversos continentes.

En el caso de la mosca de la fruta, esta se traslada fundamentalmente a través de personas que viajan al extranjero y regresan con alimentos, en los que sin darse cuenta, transportan los huevos de estos insectos.

Las moscas mediante un estilete tipo aguja depositan sus huevos en la fruta, en donde se desarrollan las larvas, para finalmente luego de unos 20 días transformarse en nuevas moscas.

En términos de salud humana, la mosca no desarrolla un compromiso directo, sino que su daño está directamente relacionado con la descomposición de la fruta.

Recomendamos