Cada 14 de febrero, en San Valentín, millones de parejas buscan la mejor opción para celebrar su amor. Algunos deciden reservar en restaurantes románticos, mientras otros prefieren actividades al aire libre o en contacto con la naturaleza.

Crystal Bar Puerto Madero

Pero también hay muchas parejas que buscan conmemorar esta fecha fuera del territorio nacional, buscando destinos que les entreguen actividades nuevas para sorprender a sus enamorados.

Algunos de los destinos románticos preferidos entre los chilenos son Cancún, Punta Cana o París, pero -por lejos- el que más nacionales recibe durante esta fecha es Buenos Aires, seguido de cerca por otras ciudades del país trasandino, que entregan una variada oferta de actividades románticas, paisajes increíbles y precios muy convenientes, gracias a un tipo de cambio favorable.

Amor al aire libre, en el romántico barrio de Palermo

Un clásico de clásicos para esta fecha, en uno de los barrios más románticos de la capital trasandina, es realizar un paseo por el Rosedal de Palermo, donde más de 18 mil rosas visten el paisaje, rodeado por un fascinante lago.

Este mágico lugar era parte de una quinta que pertenecía Juan Manuel de Rosas y se puede conocer a pie, caminando de la mano con tu pareja entre un hermoso entorno.

En los alrededores, el picnic sobre el césped -que bordea al mismo lago- es otra de las opciones más populares. Sobre las aguas, un puente blanco se levanta, dejando ver hacia ambos lados el paso de las embarcaciones, y es el lugar ideal para tomarse fotografías desde arriba e inmortalizar este día.

Además, el rentar un bote a pedal para navegar entre los patos es una simpática aventura que ofrece el Rosedal o Parque Tres de Febrero, que lo rodea. O también, alquilar bicicletas -individuales o grupales- o rollers, para andar en las calles sin vehículos.

Caminar de la mano entre los jardines de Buenos Aires

El Jardín Botánico es otro oasis verde en medio de la ciudad de Buenos Aires, que seduce con sus espacios románticos, donde, por ejemplo, las parejas pueden sentarse en alguna de sus bancas, ubicadas entre las 1.500 especies de árboles, provenientes de Asia, África, Oceanía, Europa y América, que forman un escenario sin comparación.

Muy cerca de allí, el recorrido puede seguir en el Jardín Japonés, que es otra excelente idea para pasar el día en un paisaje único, de estilo oriental, en medio de Buenos Aires.

Desde las 10 de la mañana y hasta las 18.45, este espacio está abierto para deleitar a sus visitantes con sus cascadas, puentes sobre el agua, peces koi, el arco tradicional japonés, y la vegetación de intensos tonos verdes y rosados.

Sacando los pies de la tierra: En velero, lancha o catamarán, por las costas trasandinas

Un paseo en velero invita a repetir la sensación de flotar que el amor provoca cuando llega. Y para revivirla, un paseo por las costas de San Fernando, San Isidro y Vicente López son excelentes aventuras para celebrar San Valentín.

Otro destino para hacerlo es el Tigre, cuyos paseos lacustres son típicos en catamaranes, excursiones privadas o a bordo de las lanchas colectivo, para llegar a islas escondidas.

El glamour y sabor de Puerto Madero, o vivir el amor desde la altura

Si se trata de poner la atención en los sabores, otra opción cotizada por los chilenos que deciden pasar San Valentín en Buenos Aires es disfrutar de una comida en los restaurantes de Puerto Madero, que logran combinar el glamour con platos exclusivos e inolvidables. Este paseo se puede complementar con una romántica caminata junto al río, por este lujoso barrio, y su ya clásico Puente de la Mujer.

En medio de la ciudad de Buenos Aires, hay varios rascacielos con bares en sus terrazas, que deleitan con sus vistas panorámicas. Algunos de estos rooftops o skybars son vidriados, mientras otros están al aire libre para disfrutar de una experiencia más aventurera.

Uno de ellos es el Crystal Bar, ubicado en el piso 32 del Alvear Icon Hotel, en Puerto Madero, con platos regionales e internacionales y DJs que marcan el ritmo de la experiencia. Otro imperdible es el Salón 1923, en el piso 16 del histórico Palacio Barolo, que este año sorprenderá en San Valentín con una propuesta de poesía y música en vivo.

[irp]

Buenos Aires: Uno de los mejores destinos para celebrar el amor de la Comunidad LGBTQ+

Argentina es un destino turístico ideal para la comunidad LGBTQ+ y cada vez son más los espacios inclusivos y seguros para disfrutar. En efecto, los prestadores turísticos más comprometidos con la inclusión están identificados con el sello “Todxs Bienvenidxs”.

Recomendamos