Luis Silva Propuesta Constitucional

Fue hace dos semanas que un grupo de profesores de derecho de la Universidad Adolfo Ibáñez expresó su preocupación sobre los posibles efectos de la propuesta constitucional del Consejo en relación con el narcotráfico.

En una carta al director, titulada «Nadie sabe para quién trabaja académicos argumentan que la Constitución haría inconstitucional la penalización del narcotráfico, basándose en un antecedente del Tribunal Constitucional de 1984 y cuestionan el artículo 16, numeral 8, de la propuesta constitucional, señalando posibles problemas y contradicciones.

El Tribunal observó que el anteproyecto que dio origen a la Constitución de 1980 exigía que la ley determinara ‘expresa’ y completamente el delito, pero que el texto final aprobado por la Junta de Gobierno sólo exigía -como sigue haciéndolo- que lo describiera ‘expresamente’. Eso permitió al Tribunal sostener que la Constitución no exige que la ley penal se baste a sí misma en todo aspecto, sino que es suficiente que describa en lo esencial la conducta delictual.

En la práctica, no es que despenalice el narcotráfico, sino que los abogados de traficantes podrán simplemente señalar que el delito por lo que sus defendidos han sido detenidos, no se encuentra especificado y no han cometido ninguna actividad ilegal, exigiendo su libertad.

Luis Silva reconoce el grave error

En un video que circula desde hace días en RRSS se puede apreciar claramente como el ex convencional del partido Republicano durante una charla universitaria reconoce lo indicado y se declara incapaz de vislumbrar las consecuencias.

Si la Constitución se aprueba ese reglamento donde se contienen las drogas prohibidas, se vuelve inconstitucional. Y, por lo tanto, la policía ya no tiene sustento legal para condenarlo y perseguirlo por vender cocaína porque el reglamento que decía que la cocaína estaba prohibida, ya no existe. ¿Puedo yo garantizar que eso no va a pasar? No, porque no soy dios.

Recomendamos